Los niños y la gratitud
Crianza

10 razones por las que dar las gracias todos los días

Pareciera que para nuestros hijos nunca es suficiente con lo que tienen. Hay tanta oferta de todo que cuando ya tienen el último videojuego, acaba de salir uno nuevo, y así aplica para juguetes, ropa y todo lo que se nos ocurra.

Hace tiempo me di cuenta que esta obsesión por tener más, por contar con lo mismo que los compañeros de la escuela, por poder hablar con los amiguitos sobre lo que cada uno poseía, les provoca niveles muy altos de ansiedad y después de frustración porque resulta imposible tenerlo todo.

Es cierto que es necesario enseñarles a trabajar la frustración, pero para mi es igual de importante que mis hijos puedan aprender a disfrutar y valorar lo que sí tienen, que no es poca cosa. Así que después de pensarlo unos días se me ocurrió hacer un par de rutinas para antes de dormir y al comenzar el día.

Nos sentamos en el piso todos. Hacemos un círculo. Nos tomamos de las manos y cada uno da las gracias por lo mejor que le ha pasado en ese día. Como cuatro y ya casi es la hora de dormir, cada uno agradece por tres cosas, desde la chiquita de tres años hasta el grande nueve, pasando por la de cinco.

– Yo doy las gracias porque fui a la escuela y jugué con mis amigos

– Yo doy las gracias porque la maestra me prestó el material que quería

– Yo doy las gracias porque hicimos galletas con mamá

– Yo doy las gracias porque vino la abuela a visitarnos

– Yo doy las gracias porque papá me ayudó con la tarea/a estudiar para el examen

Al despertar también hacemos un pequeño ritual, antes de salir de la cama o ya a punto de vestirse cada uno agradece por lo que ya tiene antes de salir de casa.

– Gracias por la casa bonita que tenemos

– Gracias por mi cama calientita

– Gracias por la ropa que me pone mamá y que me gusta mucho

– Gracias por la desayuno que me prepara mamá

– Gracias por los jueguetes/muñecas con los que voy a jugar en la tarde

Son cosas sencillas y cotidianas, pero que justo por eso nos recuerdan lo que tenemos cada día como la comida, un techo, ropa, una familia y que muchas veces se nos va olvidando que eso es lo verdaderamente importante.

 

Previous Post Next Post

You Might Also Like

No Comments

Leave a Reply